EL SECTOR PRIVADO GENERA EL 32% DE LOS PUESTOS DE TRABAJO EN CUBA, SEGÚN DATOS OFICIALES

El 32% de los trabajadores ocupados en la economía cubana son "cuentapropistas", como bautizó el Gobierno a los 584.477 trabajadores autónomos registrados en la Isla, o tienen otro tipo de empleo en el limitado sector privado, según datos divulgados el lunes en el XXI Congreso de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), único sindicato legal bajo control del Gobierno.

Las 123 actividades autorizadas para el ejercicio del trabajo privado han propiciado la creación de más de 434.000 nuevos empleos, de acuerdo con los informes leídos en el evento que tiene lugar hasta el miércoles en La Habana, recogió el diario oficial Granma.

Actualmente se encuentran afiliados a la CTC poco más del 62% de los trabajadores inscritos en el sector no estatal, lo que representa al cierre de 2018 un total de 248.274 trabajadores, agrupados en 7.109 organizaciones sindicales de base.

La cifra global representa un bajón de un 20% respecto a 2017 cuando el sindicato tutelado por el Partido Comunista de Cuba (PCC) se congratulaba por haber logrado el ingreso "voluntario" de 556.064 empleados autónomos.

Los trabajadores particulares exigen la creación de una estructura administrativa que los atienda de forma directa, así como la necesidad de acceder a un mercado mayorista para la adquisición de materias primas y materiales para el desarrollo de su labor, de manera lícita y con justificantes, publicó otro reporte del sitio oficial Cubadebate reseñado por EFE.

También han manifestado "inquietudes" sobre la demora a las respuestas a sus planteamientos ante los organismos rectores y el establecimiento de mecanismos para el reconocimiento a su labor, incluido el sistema de condecoraciones y títulos honoríficos.

Además, piden que se exoneren de las obligaciones tributarias durante el cierre del negocio para el disfrute de vacaciones y que se tengan en cuenta las características territoriales y las temporadas altas y bajas del turismo para fijar las cuotas a pagar como arrendatarios, entre otras demandas.

Desde el pasado 7 de diciembre se aplican modificaciones al trabajo privado en la Isla como la eliminación del límite de 50 capacidades para los restaurantes, bares y cafeterías, y el establecimiento de más de una actividad de este tipo en un mismo domicilio, después de una marcha atrás dada por el Gobierno ante las protestas generadas por medidas más restrictivas anunciadas en un primer momento.

Las normas ahora dispuestas también establecen que las personas jurídicas, tanto estatales cubanas como las extranjeras, pueden contratar productos y servicios a las formas de gestión no estatales.

Según informó la jefa de la Oficina Nacional de la Administración Tributaria (ONAT), Mary Blanca Ortega, unas 79.925 nuevas inscripciones se han registrado desde la entrada en vigor de esas modificaciones.

Esta es la primera vez que se incluye en un congreso de la CTC una comisión dedicada al "trabajo por cuenta propia".

Esta misma semana, en el propio congreso de la CTC, Marino Murillo Jorge, jefe de la Comisión Permanente para la Implementación y Desarrollo de los Lineamientos del Partido Comunista, confirmó que se darán a conocer otras medidas para "flexibilizar" el sector privado, y volverlo "un complemento efectivo para la empresa estatal socialista".

Murillo, considerado uno de los principales artífices de los ajustes económicos de la etapa de Raúl Castro, dijo que se potenciarán los vínculos entre ambas formas de gestión, pero no ofreció más detalles de esas nuevas regulaciones para facilitar las actividades económicas no estatales.

http://www.diariodecuba.com/cuba/1556017096_45915.html

 

COMENTARIOS


Comentario
*El Administrador de la Nueva Nacion se reseva el derecho de no aprobar comentarios inapropiados.
 
Missing Image