EL MINREX DICE QUE TIENE UN 'COMPROMISO' PARA ESCLARECER LOS ATAQUES A LOS DIPLOMÁTICOS DE EEUU

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba (MINREX) manifestó la voluntad del régimen de "continuar el diálogo respetuoso y una cooperación seria y objetiva con EEUU" y su "compromiso" para concluir la investigación y "lograr el esclarecimiento de los hechos" alrededor de los ataques a los diplomáticos estadounidenses en La Habana.

En un resumen de la Cancillería —citado por la oficial Prensa Latina— sobre las relaciones con Washington, el Gobierno cubano se queja de "una regresión" tras la llegada a la Casa Blanca del presidente Donald Trump.

Respecto a las medidas tomadas por la Administración para proteger a su personal en la Isla, el MINREX señala que "afectaron el funcionamiento de la Embajada de Cuba y su Consulado, particularmente los servicios consulares a los ciudadanos cubanos residentes en ese país, así como a los estadounidenses que desean visitar la mayor de las Antillas".

El pasado mes de septiembre, junto a otras medidas, Washington emitió una primera alerta de viaje a sus ciudadanos en la que pedía que no viajaran a Cuba. Esta alerta fue modificada en enero y nuevamente actualizada este 2 de marzo.

Asimismo, la Cancillería se quejó de que "el desmantelamiento de la Oficina Económico-Comercial dejó sin contraparte al empresariado estadounidense interesado en las oportunidades de negocios" en Cuba y que "la suspensión del otorgamiento de visas por el Consulado en La Habana y el traslado de esta función a terceros países, obstaculizó y encareció los trámites de los que desean emigrar o visitar EEUU".

Todas estas fueron medidas tomadas por la Administración Trump tras los ataques aún no esclarecidos que provocaron una serie de síntomas y comprometieron la salud de una veintena de diplomáticos estadounidenses.

Washington nunca ha afirmado que el Gobierno cubano haya perpetrado los ataques, pero ha insistido en que debe saber quién lo hizo. Además, lo ha responsabilizado directamente por la seguridad de sus representantes.

El régimen ha acusado al Gobierno de EEUU de actuar "por motivaciones políticas".

En su resumen la Cancillería recordó "las denuncias del ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez", sobre lo que el régimen calificó de "manipulación del asunto", de parte del entonces secretario de Estado, Rex Tillerson, en reuniones con congresistas y declaraciones a la prensa.

La Casa Blanca ha declarado en reiteradas ocasiones que las relaciones diplomáticas con La Habana siguen en pie, de hecho, en los últimos meses se han celebrado numerosas reuniones en Washington sobre temas de la agenda bilateral.

El pasado 10 de febrero Philip Goldberg asumió como nuevo Encargado de Negocios, interino, en la Embajada de EEUU en La Habana.

http://www.diariodecuba.com/cuba/1521538522_38114.html

 

COMENTARIOS


Comentario
*El Administrador de la Nueva Nacion se reseva el derecho de no aprobar comentarios inapropiados.
 
Missing Image