LA POLICÍA REPRIME CON GASES LACRIMÓGENOS, LA OPOSICIÓN UTILIZA PUPUTOVS

Centenares de policías dispersaron con gases lacrimógenos a los manifestantes que tomaron las calles de Venezuela en rechazo al presidente Nicolás Maduro, reporta la agencia de noticias AP.

Por su parte, la oposición comenzó a usar una nueva arma, que han calificado de "biológica": los puputovs o bolsas que contienen excrementos.

"Estarán muy entrenados para combatir pero no estan preparados para toda la mierda que se les viene encima", denunciaban los manifestantes en Twitter en referencia a los policías y las fuerzas de Maduro.

"Son asquerosamente efectivas", indicaba otro tuitero sobre estas nuevas armas para contrarrestar los ataques de gases lacrimógenos.

Los manifestantes no lograron este lunes su cometido de entregar un documento en rechazo a la Asamblea Constituyente convocada por Maduro.

Los policías, con equipos antimotines, formaron un gran cordón para bloquearle el paso a los miles de opositores que con carteles en los que se leía "Ninguna Constituyente, elecciones ya" buscaban entregar el petitorio al presidente de la comisión presidencial del proceso constituyente y ministro de Educación, Elías Jaua.

La marcha partió desde 11 puntos de la capital, que amaneció tomada en varios sectores por centenares de guardias nacionales y policías. Una treintena de estaciones del metro fueron cerradas "por seguridad" y para evitar la congregación del pueblo en las manifestaciones.

Los manifestantes fueron contenidos por la Policía Nacional Bolivariana (PNB) y la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada) que bloquearon varias vías y lanzaron bombas lacrimógenas.

Las marchas derivaron en fuertes enfrentamientos con los cuerpos de seguridad, que se prolongaron durante horas y en horas de la tarde todavía mantenían bloqueadas algunas de las principales vías de la capital, según constató EFE.

La autopista Francisco Fajardo, la vía que conecta la ciudad con el este y el oeste del país, permanecía cerrada en la tarde noche desde pasado el mediodía cuando se inició el enfrentamiento entre los cuerpos de seguridad y los jóvenes encapuchados que actúan como grupo de choque en la manifestaciones opositoras.

Aunque los agentes intentaron disolver la marcha y repeler a los manifestantes, estos continuaron por más de dos horas bloqueando el paso y respondiendo a las lacrimógenas y perdigones de goma de las fuerzas de seguridad con piedras, cócteles molotov, y botes con pintura, entre otros materiales.

Las autoridades venezolanas han justificado la acción para repeler a los opositores con el argumento de que los manifestantes no tienen el permiso para manifestar en el oeste de la ciudad, feudo del chavismo, ni para impedir el derecho de terceros al libre tránsito.

La avenida Francisco de Miranda, una de las más importantes del este caraqueño, fue tomada también por los opositores que han permanecido allí en enfrentamientos con las autoridades.

Enfrentamientos similares se han replicado en la avenida Victoria, en el oeste, y la avenida José Antonio Paéz que va del noroeste al suroeste de la ciudad.

Desde que se iniciaron las protestas hace casi un mes y medio los cuerpos de seguridad han bloqueado todas las movilizaciones opositoras al centro de la capital, donde está la sede del Gobierno y algunos ministerios.

"Los venezolanos no podemos aceptar que pretendan hacer una constitución para los intereses de la narco corrupta cúpula madurista y no del país", afirmó el dirigente opositor y excandidato presidencial Henrique Capriles en su cuenta de Twitter.

La coalición opositora sostiene que la Asamblea Constituyente debió ser convocada luego de una consulta popular, tal como prevé la constitución, y no por iniciativa de Maduro, al que acusan de utilizar el proceso para retrasar cualquier elección y asegurar la supervivencia del Gobierno, cuya popularidad se ha visto golpeada por la crisis económica que azota al país sudamericano.

Las protestas que se iniciaron a fines de marzo han dejado al menos 38 muertos, más de 700 heridos y centenares de detenidos.

La coalición opositora y algunas organizaciones humanitarias acusaron a las autoridades de violar la ley al pasar a varias decenas de detenidos civiles a la justicia militar y amenazaron con llevar los casos a instancias internacionales.

El diputado opositor Juan Miguel Matheus dijo a The Associated Press que 67 civiles fueron presentados en las últimas horas en los tribunales militares de los estados de Carabobo, Zulia y Falcón donde se les dictó medida de arresto y fueron imputados del delito de "instigación a la rebelión". La legislación venezolana establece que los civiles deben ser juzgados por tribunales civiles

La Constituyente

El Gobierno de Maduro, por su parte, se reunió este lunes con más de una decena de organizaciones políticas opositoras, aunque ninguna de ellas perteneciente a la MUD, en el palacio presidencial de Miraflores para debatir sobre esta iniciativa del Ejecutivo, que espera concretar en las próximas semanas.

Pese al tajante rechazo de la oposición, el Gobierno prosigue una serie de reuniones con sectores sociales para promover su Asamblea Constituyente, con la que según sus adversarios busca consolidarse en el poder eludiendo elecciones libres de una "verdadera democracia".

Más del 70% de los venezolanos, según encuestas privadas, rechaza la gestión de Maduro, cansados del colapso económico que genera una severa escasez de alimentos y medicinas, y la inflación más alta del mundo, que llegaría a 720% en 2017, según el FMI.

"El Gobierno sabe que su nivel de respaldo popular es minoritario (...) Una Constituyente le permite paralizar todos los procesos electorales pendientes, defenestrar los poderes que le hacen ruido, empezando por la Asamblea Nacional (Parlamento)", opinó el analista Luis Vicente León.

La propuesta de Constituyente, convocada hace una semana, también ha generado rechazo internacional. A pesar de la decisión de Venezuela de salir de la Organización de Estados Americanos (OEA), el organismo mantiene para el 22 de mayo una reunión de cancilleres para discutir la crisis.

http://www.diariodecuba.com/internacional/1494286268_30967.html

 

COMENTARIOS


Comentario
*El Administrador de la Nueva Nacion se reseva el derecho de no aprobar comentarios inapropiados.
 
Missing Image