MATAR DOS PAJAROS DE UN TIRO

Por Fernando J. Milanés, MD

Por redes sociales, el gobernante de Cuba, Miguel Díaz-Canel, también transmitió su "apoyo y solidaridad" al chavista."Nuestro apoyo y solidaridad al presidente Nicolás Maduro ante los intentos imperialistas para desacreditar y desestabilizar a la Revolución Bolivariana", Fidel expresó: “Venezuela es la patria de El Libertador, donde se concibió la idea de la unión de los pueblos de América. Luego, Venezuela debe ser el país líder de la unión de los pueblos de América”, escribió Díaz-Canel en Twitter.

Nuevamente Venezuela está en crisis. En las otras ocasiones donde el pueblo se reveló ante un gobierno donde no hay ni comida, ni cuidados de salud, ni libertad de expresión y donde se utiliza una fachada democrática para dictar, faltaron el apoyo militar, una verdadera solidaridad opositora y respaldo de los países libres liderados por los Estados Unidos. En el presente, existe una clara oposición con el nombramiento del presidente de la asamblea nacional, la única parte del gobierno realmente elegida por el pueblo, a tomar riendas del gobierno hasta unas elecciones verdaderas.

Juan Guaido juro el cargo de mandatario ante una manifestación de cientos de miles de ciudadanos en Caracas y el resto del país. Nicolás Maduro recibió el apoyo de la jerarquía militar y de los incondicionales enemigos de las democracias como Rusia, Turquía, Bolivia, Nicaragua y Cuba. Méjico y Uruguay pidieron resolución pacífica algo que solo significa un apoyo a Maduro más moderado.

Sera este llamado desesperado de los habitantes de un país en nuestro hemisferio al fin escuchado por las naciones libres? Al fin nuestros hermanos venezolanos se libraran del Chavismo, una filosofía socialista que convirtió una gran riqueza en pobreza para el pueblo mientras los dirigentes y militares se convertían en multimillonarios? Las primeras reacciones han sido favorables.

Los EEUU a través de su presidente Trump, fue de los primeros en responder en forma clara y enérgica su apoyo al pueblo rebelde y su nuevo líder, ayuda que se declaro con amenazas de medidas punitivas diplomáticas y económicas pero sin eliminar otras opciones como la militar. La OEA, y la Unión Europea, Canadá, Brasil, Colombia y la mayoría de otros países rápidamente reconocieron a Guaido como nuevo ejecutivo. Es solo el primer paso. Atacando solo la fiebre no se resuelve la enfermedad! El problema no es Maduro y la filosofía Chavista, ni Evo Morales y su coca, y mucho menos Ortega y su bruja esposa. El problema y la enfermedad son Cuba y su Castrismo.

Ya la ambición de Fidel, heredada por Raúl, y conservada por los militares millonarios y tontos útiles, está en decaída, hecho demostrado por los nuevos gobiernos electos en Argentina, Chile, Brasil y Colombia. Este es el momento de lidiar con Cuba que en realidad es el que está dirigiendo la resistencia militar Madurista en Venezuela. No más promesas y/o palabras que se quedan incumplidas.

Los EEUU, comenzando con nuestro Senador Rubio que se ha colocado al frente de esta lucha, deben exigir a Cuba y su nuevo monigote Díaz-Canel que retire a todos los asesores (militares disfrazados) de Venezuela y que hasta que no lo haga se supriman las remesas, los viajes, y toda ayuda a la tiranía. Pudiera decir que eliminado el perro se acaba la rabia, pero sería un insulto a estos animalitos. Estas medidas si terminarían con la enfermedad, y se mataría no a un pájaro ni a dos, sino a todos que vuelan gracias al Castrato.

 

COMENTARIOS


Comentario
*El Administrador de la Nueva Nacion se reseva el derecho de no aprobar comentarios inapropiados.
 
Missing Image